Walk of Shame

walk_of_shameNo recuerdo exactamente dónde vi el trailer de esta película, en mi Twitter feed quizás, ¿en el cine o en el trabajo? Bueno, el punto es que esta comedia captó mi atención desde que vi el trailer (algo a lo que no soy muy dado).

Walk of Shame es una película que se estrenó a principios de este año y, sea para recordarnos lo bien que se ve Elizabeth Banks o un intento del director (Steven Brill) de alejarse de trabajar en películas con Adam Sandler, puedo decir que es una comedia bastante pasable y que me sorprendió mucho en aspectos positivos.

Tenemos a Meghan Miles, una reportera de un pequeño noticiario local quien tuvo la oportunidad de trabajar para una cadena mayor pero, a último minutos, perdió la contienda además de, por razones ajenas al caso, perder a su prometido.
Sus amigas la convencen de despejar su mente e irse de fiestas.
Tragos y más tragos y luego el conocer un extraño e irse con él a su casa…
La mañana siguiente, con la cabeza hecha polvo y sus recuerdos vuelto humo, se percata de que el servicio de grúas se ha llevado su auto. Antes la habían llamado para notificarle que tendría una nueva oportunidad para presentar las noticias frente a los dirigentes de la cadena y ahora, sin saber dónde está, debe conseguir su vehículo y llegar a tiempo al noticiero… Es una travesía que no le saldrá nada fácil.

Walk of Shame es una película sumamente divertida aunque no aplica fórmulas originales. Tenemos a una protagonista enfrentando las situaciones más ‘saladas’ posible, una tras otra; algo que no es nada nuevo para nosotros. Además, últimamente se está utilizando en filmes mucho eso de ‘salgamos a divertirnos… nos emborrachamos y hacemos/ocurren cosas locas’, véase Hangover, 21 & Under y Project X, para poner algunas de ejemplo.

Elizabeth Banks hace un buen papel y, junto a ella, tenemos a James Mardsen, Gillian Jacobs y Sarah Wrigth, todos aceptables en sus respectivos roles.

Tiene una duración de 90-95 minutos y, con su buen ritmo y alocados personajes, asegura muchas carcajadas… Funcionó conmigo (y con mis hermanos).

Puede que el guión (también escrito por Steven Brill) fuera inteligente pero es un poco crudo y, para algunos, puede resultar ofensivo.

Walk of Shame es una comedia sencilla, que no exige mucho y fácil de digerir. Tiene un lenguaje muy adulto por lo que se recomendaría discreción y, debo decir, que aunque me gustara, tiene críticas variadas (en Rotten Tomatoes la destrozan y en IMDB tiene un manejable 6.1).

Ah, y por si a alguien le interesa, el vestido amarillo fue creado por la diseñadora de NY, Yigal Azrouël.

Anuncios
Entrada anterior
Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: