Video Musical del Mes: Enero 2017

Anuncios

Video del Mes: Junio 2016

No, no es un typo. Estoy compartiendo el video del mes correspondiente al mes de junio un poquito tarde. Trabajo y otras circunstancias (y distracciones) me han alejado un poco del blog. Pero sigo aquí, pueden estar tranquilos.

En la entrada anterior, que parece haber sido publicada hace años, les comentaba sobre el disco más reciente de la banda Red Hot Chili Peppers. Por ésto, considero preciso compartir el primer video del álbum.

“Dark Necessities” es el primer sencillo de The Getaway y, como expresé en el post pasado es, sin duda alguna, una de las mejores canciones del disco. Cinco minutos de excelente música y melodiosas voces. Un buen bassline por parte de Flea (como es usual) y un breakdown instrumental que -aún- no puedo sacar de mi cabeza. No me hubiese molestado que la canción fuera uno o dos minutos más larga. Me parece que las letras de Kiedis expresan confrontación a la crítica que ha tenido que soportar durante la mayor parte de su carrera.

You don’t know my mind,
You don’t know my kind,
Dark necessities are part of my design.

Estuvo dirigido por la actriz Olivia Wilde, en un exitoso primer intento como directora de videos musicales y, en el mismo, se cuenta con la aparición de Carmen Shafer, Amanda Caloia, Amanda Powell, y Noelle Mulligan, mujeres que practican el skateboarding.

Opinión del Disco ‘The Getaway’ (2016) de Red Hot Chili Peppers

red-hot-chili-peppers-the-getaway-ltdEn los últimos días prácticamente solo es The Getaway que ha salido de mis bocinas, el disco nuevo de los Red Hot Chili Peppers después de cinco años desde la salida de I’m With You, el cual también reseñé en este espacio.

The Getaway estaba supuesto a salir el año pasado pero, cuando el bajista se fracturó el brazo mientras hacía snowboarding, la producción del mismo se retrasó por unos ocho meses.

Es el onceavo disco de la banda, la cual ya tiene una increíble carrera musical de 32 años. Quien produce el álbum en esta ocasión es Danger Mouse (Gnarls Barkley, Norah Jones, Broken Bells, The Black Keys, U2), sustituyendo a Rick Rubin (con quien trabajaron por 25 años y seis álbumes).

“Dark Necessities” fue el primer sencillo del disco. La banda originalmente quería que la canción “The Getaway” fuera el primer sencillo, mientras que la disquera quería “Go Robot”. La última decisión la tuvo Danger Mouse.

The Getaway se lanzó el 22 de junio y cuenta con 13 canciones. Tiene una duración total de 53 minutos, aproximadamente. El segundo sencillo se dice que será “Go Robot”.

La canción que da título al disco es la misma con la que empieza el álbum. “The Getaway” suena como una disculpa por parte de la banda: “hey, sabemos que han pasado cinco años, pero ya, aquí estamos. Disfruten”.

Suena así, musicalmente quizás, pero no. Es un buen arranque para el disco, una apertura que habla de eso mismo, a getaway, Un escape en un auto (robado, quizás) por las calles de California. Anna Waronker (That Dog) hace las voces femeninas que se escuchan en el track.

A ésta le sigue el sencillo “Dark Necessities”, sin duda alguna, una de las mejores canciones del disco. Cinco minutos de excelente música y melodiosas voces. Un buen bassline por parte de Flea (como es usual) y un breakdown instrumental que aún no puedo sacar de mi cabeza. No me hubiese molestado que la canción fuera uno o dos minutos más larga. Me parece que las letras de Kiedis expresan confrontación a la crítica que ha tenido que soportar durante la mayor parte de su carrera.

You don’t know my mind,
You don’t know my kind,
Dark necessities are part of my design.

“We Turn Red” es un poco más típico-Red-Hot-Chili-Peppers. Un sonido al que estamos más acostumbrados a escuchar de la banda. Con versos que nos recuerdan a una combinación de “Can’t Stop” y “Around the World” y un coro que baja la potencia y suena con increíble melodía.

“The Longest Wave” es una canción más suave y sutil, flirteando con el R&B y con buenas letras. No para todo momento, pero definitivamente una de las mejores del disco.

Maybe you’re my last love,
Maybe you’re my first,
Just another way to play inside the universe.

“Goodbye Angels” también suena como los Red Hot Chili Peppers de finales de los 90s, inicios del 2000. Una canción divertida y que sobresale más por el solo de Flea en el minuto 3:32.

“Sick Love” es una de mis canciones favorita del disco. Quizás no tiene material (y el sonido comercial) para convertirse en sencillo pero, sencillo o no, igual la puedo disfrutar cuando guste. Elton John colabora en el piano, Danger Mouse en el sintetizador y Mauro Refosco en la percusión.

“Go Robot” es la séptima canción del álbum. Tiene un sonido más habitual de la era moderna de los RHCP, nos recordará a la canción “Factory of Faith”. Bassline contínuo, batería cuadrada pero a la par del contagioso estilo de Anthony Kiedis en el micrófono. Una canción con mucha energía.

“Feasting on the Flowers” es la otra que se disputa con “Sick Love” en la competencia de mi canción favorita de The Getaway. Una canción que me encanta y no puedo dejar de escuchar y que suelo repetir una y otra vez luego de que se termina. Menos de 4 minutos de perfección. ¡Y ese puente!

La novena canción se titula “Detroit” y, para ser franco, es la que menos me gusta. Es sin duda alguna, un homenaje a la ciudad de Detroit, con menciones especiales a Henry Ford, The Stooges y J Dilla.

Find me in the suburbs and
The shadow of decay
Rolling rings of rubber and
The band begins to play.

“This Ticonderoga” es una canción aceptable. De esas que quedan en medio del listado, ni de las mejores ni de las peores. Tiene algunas secciones que me gustan mucho y otras que no tanto. Aceptable.

“Encore” es una de las últimas canciones del álbum. Otra de las suaves, y otra cuyo resultado final considero positivo. De esas canciones que te quieres aprender las letras y cantar a todo pulmón (en la ducha, por supuesto).

“The Hunter” es la penúltima canción. El guitarrista, Josh Klinghoffer toca el bajo en este track, mientras que Flea toca la trompeta. Otra canción suave, pero fácilmente olvidable.

La última canción y la más larga (6:09) se titula “Dreams of a Samurai”. Cuenta con las voces femeninas de Beverley Chitwood. Una canción con mucha atmósfera, me parece que el disco termina en una buena nota. Dreams of a Samurai es un buen punto de culminación para un disco muy variado y, en general, bastante bueno y disfrutable.

The Getaway es un disco que he apreciado mucho, ya que se puede notar desde el arranque una madurez musical en el cuarteto. Sí, el antiguo guitarrista –John Frusciante- aún hace falta, pero ya hay que aceptar lo inaceptable. El cambio de Rubin a Danger Mouse ofreció un resultado favorable, aunque muchos (yo incluído) pensarán lo peor. Y, como dije mientras hablaba de canciones particulares, algunas tienen el estilo trademark de los Red Hot Chili Peppers y es que, ¿qué sería de ellos sin el slap-bass de Flea, el estilo rap de Kiedis y los funky breakdowns?

Love ’em or hate ’em, you know an RHCP song when you hear it.

Video del Mes: Febrero

 

Partiendo de mi post anterior es más que justo compartir otro video del álbum “I’m With You” de los Red Hot Chili Peppers.
Y no sólo por eso, sino más bien que fue un álbum que adquirí tarde y me he pasado todo febrero disfrutándolo.

Este video es el sencillo más reciente y, casualmente, mi canción favorita del disco… Disfruten:

Mis Canciones Favoritas y el Bajo Eléctrico.

En este mes cumplo lo que vendrían 8 años desde que compré mi primer instrumento musical: un bajo eléctrico de la marca italiana Carlo Robelli. Desde entonces he tocado sin descanso todos estos años; con amigos, en bandas, en Iglesias, en actividades y cada día estoy más enamorado del instrumento que elegí. Como la mayoría de jóvenes, quise tocar la batería y tuve la oportunidad de aprender pero no de adquirir una a tan temprana edad. Opté por algo más barato y más accesible: la guitarra. También aprendí con un par de amigos y decidimos formar una banda -aún no había comprado mi guitarra-. En el proceso de formarción llegamos a tener 3 guitarristas -yo incluido- y esto generó un pequeño dilema: 3 guitarras y sin bajista. Uno tenía que “sacrificarse” por el equipo y, sin saber mucho sobre ese instrumento, investigué y decidí arriesgarme… creo que ha sido una de las mejores decisiones que he tomado.

Años han pasado y, como dicen, la experiencia no se improvisa. Ahora formo parte de una banda en la que disfruto al máximo y he participado en más agrupaciones, cada una forjando lo que ahora soy como músico.

En fin, un día pensé elaborar una pequeña lista de canciones que contengan partes introductorias, puentes e incluso solos de bajo eléctrico que sean de mi predilección y, les cuento, no quedó nada pequeña. Esa lista quiero compartirla con ustedes, si les interesa lo que leen pueden buscar las canciones en youtube o grooveshark (o páginas similares).

Sin ningún orden en particular:

Ni sabría cómo empezar pero últimamente he estado escuchando mucho a Muse y su bajista,  Chris Wolstenholme, introduce con sus efectos de manera magistral en canciones como “Time Is Running Out” y “Hysteria”, además tiene un pegajoso bassline en la canción “Hyper Music”.

Como todo aquel que me conoce sabe, mi banda favorita es Dream Theater y era imposible dejar el bajo tocado por John Myung fuera de esta lista. Myung introduce canciones con diferentes técnicas: Armónicos bajo efectos en “As I Am”, tapping en “Scarred”, armónicos naturales en “Lifting Shadows of a Dream” y sus frenéticos dedos en “Panic Attack”, “The Great Debate” y “Voices”. Además de esto tiene increíbles solos de bajo en canciones como “Ytse Jam”, “The Dance of Eternity”, “Fatal Tragedy”, “A Trial of Tears”, “A Change of Seasons”, y el asombroso solo en tapping de “Metropolis Part I” entre otras. Myung se destaca en todas las canciones de la banda, me gustan mucho “Constant Motion” (canción que le da nombre a este blog), “Honor Thy Father” y la instrumental “Stream of Consciousness” y si me dejan, no paro 😛

Después de Dream Theater le sigue Metallica dentro de mis bandas preferidas. Canciones que introduce Jason Newstead (1986–2001) como “My Friend of Misery”, “King Nothing” y la sublime introducción de “Until It Sleeps”. El fallecido Cliff Burton (1982–1986) demuestra sus talentos en casi todas las canciones en las que participó, pero se destaca en su canción “Anesthesia (Pulling Teeth)” una larga composición compuesta de un bajo distorsionado y algo de batería. El bajista actual de Metallica, Rob Trujillo (2003-Actualidad), aún no me ha sorprendido.

No crean que dejaré fuera de esta lista al versátil FLEA (de los Red Hot Chili Peppers), cada canción es una aventura pero las que más me han marcado como bajista son canciones completas, tales como “Around The World”, “Can’t Stop”, “Otherside”, “By The Way” y, más que cualquier otra, “Soul To Squeeze”.

Otro que no puede quedarse fuera es Sam Rivers de Limp Bizkit. Introduce magistralmente la clásica “Rearranged” y le da el toque mágico a sus canciones, entre ellas “Boiler” y “My Way”.

Dirk Lance, en sus años con Incubus (1991-2003), creó unos basslines clásicos como los de “Are You In?”, “Pardon Me” y “Battlestar Scralatchtica”, para citar algunas.

Un grupo no tan conocido llamado A.F.I. tiene muy buenas introducciones con el bajo en canciones como “Death of Seasons” y “Miss Murder”, además de un bassline muy bueno en “The Great Dissapointment”.

El excelente bajista de Tool, Justin Chancellor, introduce la inolvidable “Schism” y otra que me gusta mucho, “46 & 2”.

Aparte de todas las mencionadas, hay canciones sueltas que me impactaron de una manera u otra cuando al bajo se refiere, entre ellas la apertura de Symphony X – “Sea Of Lies”, también las aperturas, aunque sencillas, de “Fade” y “Jeremy” de Staind y Pearl Jam, respectivamente. El bassline de la canción “I Will Posess Your Heart” de Death Cab For Cutie y, por supuesto, la excelentísima (y difícil) “YYZ” de Rush.

Para cerrar esta entrada, hay tres canciones que contienen muy buenas partes protagónicas de bajo: la introducción de “Desde Que Tú Llegaste”, la conclusión de la canción “Quiero Ser” y el puente de “Explosión” de la banda Fuego Interno,  ¡eyyy, esa es la banda en la que yo toco! Sabía que el nombre se me hacía familiar 😛

A %d blogueros les gusta esto: