Opinión de la Película “Avengers: Age of Ultron” (2015)

Avengers-2-Age-of-Ultron-Full-Team-All-CharactersPodría resumir esta entrada diciendo que The Avengers fue mejor y así evitar el procesar palabras, releer con finalidad de revisión, editar y todo lo demás, pero no; no me limitaré a pensar que todo el mundo tiene la misma opinión, aunque ha sido la media con respecto a ésta instalación.

Avengers: Age of Ultron es la esperada adición al MCU (Marvel Cinematic Universe) y es la penúltima entrega de la Segunda Fase. Se lanzó en mayo del 2015 y Joss Whedon se encargó una nueva vez del guión y la dirección.

Tony Stark, junto a Bruce Banner, estudian el cetro de Loki y en él encuentran una inteligencia artificial con el que intentan -en secreto- crear un programa pacífico, llamado Ultron. El programa resulta tener otra visión y, una vez más, los Avengers se verán luchando por la preservación de la humanidad.

El elenco coral, compuesto por Robert Downey Jr., Chris Evans, Chris Hemsworth, Mark Ruffalo, Scartlett Johansson y Jeremy Renner regresa con las adiciones de James Spader, Aaron Taylor-Johnson, Elizabeth Olsen, Linda Cardellini, Andy Serkis y Claudia Kim.

También vuelven Samuel L. Jackson, Paul Bettany, Cobie Smulders y Don Cheadle.
En roles menores -o de poquito tiempo en pantalla- tendremos a Idris Elba, Hayley Atwell, Stellan Skarsgard, Stan Lee y Anthony Mackie.
Para los fans de la serie Agents of S.H.I.E.L.D. y del actor mismo, me apena confirmar que Clark Gregg no hace retorno especial a la saga.

La película abre con una delicia cinematográfica: una larga escena de acción, filmada en una toma, pero más pensada para los efectos en 3ra dimensión.
Y, hablando de efectos, difícil discutir con las proezas logradas en éste film. Lo mismo puedo decir de la edición de sonido y la música (Danny Elfman y Brian Tyler).

Y con los nombres estelares que mencioné y hablando un poco sobre el aspecto técnico-audio-visual no es sorpresa que el presupuesto rondara por los 250 millones de dólares.

Avengers: Age of Ultron tiene un balance entre acción, comedia y drama, desarrollándose en su totalidad en unos 140 minutos.

A decir verdad, creo que abusaron de las líneas ‘graciosas’ (algunas que no lo son tanto). El guión, en general, es lo más flojo, las motivaciones del villano y algunas cosas que funcionaron en la primera entrega que intentaron repetir y acaban por logran poca sorpresa.

Muchos actores de primera, eso está claro; efectos gráficos y de audio excelentes; universo Marvel, muchos personajes, mucha acción, algunas risas… pero con un guión flojo, trailers que aumentaron expectativas para acabar desencantando, un villano con motivaciones infantiles. Se me hacía increíble pensar que un film de tal magnitud acabaría siendo superada por su predecesora, de tres años atrás.

Quizás sea fortuna, pero Joss Whedon dijo que no se encargaría de las próximas instalaciones. Sí, vienen al menos dos películas más: Avengers: Infinity War – Part IAvengers: Infinity War – Part II, (4 de mayo de 2018 y 3 de mayo de 2019, respectivamente). Anthony Russo y Joe Russo serán los responsables. Con 3 años de espera, es poco por lo que preocuparé ahora… Películas y/o series de superhéroes están siendo lanzadas todos los fines de semana, prácticamente.

Avengers: Age of Ultron es una película bastante divertida y enérgica, pero solo eso.

Anuncios

The Avengers

Por alguna extraña razón ajena a nosotros, acá en República Dominicana pudimos disfrutar de esta película antes de su estreno en Estados Unidos. Yo, la verdad, no quise perder tiempo y, desde temprano, estaba en fila para disfrutar de esta entrega que mucho prometía. (Para ver las fechas de estreno en tu país entra aquí).

Nick Fury es el director de S.H.I.E.L.D. una agencia encargada de mantener la paz en el mundo. Fury pasó años en búsqueda de los más formidables héroes, tratando de mantenerlos bajo su microscopio para cuando llegara la fecha en que dependiera de sus servicios, ellos estuvieran cerca. Por otro lado, en otro mundo Loki crea una alianza malvada y amenaza la armonía en el mundo… Para Nick Fury es tiempo de reunir a sus vengadores: un grupo que consiste en héroes como el Capitán América, Iron Man, The Hulk, Thor, Hawkeye y Black Widow.

Una trama que aparenta sencilla, aún así los productores contaron con un estimado de 220 millones de dólares de presupuesto.

The Avengers prometía mucha acción desenfrenada de parte de un elenco de primera, además de explosiones y muchos efectos, recordando que es una película filmada para 3D. Todo esto puede que justifique el amplio presupuesto, una cantidad que fácilmente recuperarán en cuestión de días a nivel mundial.

No hay protagonista claro en esta entrega, tenemos a un puñado de excelentes actores en disfraces y con balanceado tiempo de pantalla tanto en los diálogos como en las secuencias de acción. Sin ningún orden en específico tenemos a Robert Downey Jr., Chris Evans, Chris Hemsworth, Mark Ruffalo, Samuel L. Jackson, Gwyneth Paltrow, Scarlett Johansson, Jeremy Renner, Tom Hiddleston, Cobie Smulders, Clark Gregg y Stellan Skarsgård. Cada uno de ellos interpreta a la perfección a cada uno de sus personajes.

Destaco a Mark Ruffalo, no por su papel en sí, sino más bien porque fue el único cambio en la saga ya que Edward Norton fue quien personificó a Bruce Banner/The Hulk en la adaptación del 2008. Personalmente, prefiero a Ruffalo para este papel, aunque Norton está entre mis actores favoritos. Creo que Ruffalo está más cerca a lo que nosotros recordamos del Banner de las adaptaciones animadas y los cómics, el Banner callado, tímido y retraído, alejado de la sociedad y que no gusta mucho de andar “en el medio”.

No puedo quitarle crédito a Joss Whedon quién dirigió este mastodonte de película, también fue parte del proceso de escritura junto a Zak Penn, quienes se inspiraron en los cómics y personajes de Stan Lee y Jack Kirby. Hablando de Stan Lee ¿qué creen, tiene su acostumbrado cameo?

Si al igual que a mi, les gusta las estadísticas, comparto con ustedes que The Avengers se lanzó el día 25 en 9 países y ese día acumuló más de 17 millones de dólares, Australia a la cabeza con 6.2 millones, seguido por Italia con 3.7 millones y luego Taiwan con 1.3 y Nueva Zelanda con 80o mil dólares en boletas vendidas.

The Avengers es una película completa (diría yo), es sumamente entretenida e interesante, bastante fluída, la actuación y los diálogos son muy buenos -más para este tipo de película-. Tiene momentos emotivos como así mismo el público aplaudirá frenéticamente y reíra a carcajadas con muchas líneas graciosas. Los efectos tanto visuales como auditivos están muy bien logrados, a mi entender y, aunque la trama no es nada del otro mundo (aunque el villano y sus secuaces sí lo sean) te mantendrá con los ojos bien abiertos durante las 2 horas y 22 minutos de duración… ¡Ah, y ojo! Durante los créditos presentarán una escena bastante peculiar y sorpresiva, así que atentos.

No es el tipo de película que gana nominaciones al Oscar, pero sí es el tipo de películas que te llena de energía mientras la ves, se queda adherida a tu cabeza como un agradable sueño y te deja con las ganas de verla una y otra vez.

The Girl With The Dragon Tattoo (2011)

 

La chica del dragón tatuado es una película que ha sido muy mencionada durante los últimos meses por los distintos medios tanto sociales como informativos. Tuve la dicha de verla a inicios de mes en el cine y quedé asombrado desde la magistral presentación introductoria hasta el desenlace final y últimas escenas.

Esta película está basada en el libro del ya fallecido autor sueco Stieg Larsson. Literalmente el libro se traduce a “Hombres Que Odian a las Mujeres”, pero en la traducción del libro al Inglés se decidió cambiar el título y la adaptación mantuvo esa traducción.

El libro es el primero de una trilogía llamada “Millenium”, por lo que se deduce habrá más películas. Los otros dos libros se titulan: “The Girl Who Played With Fire” y “The Girl Who Kicked The Hornets’ Nest”. Cabe destacar que los tres libros fueron lanzados después de la muerte del autor.

La trama de la película parece ser simple, pero nos toparemos con una encrucijada de personajes, dos historias paralelas que luego se unen con un objetivo en común y mucha intriga.
Mikael Blomkvist es un escritor/periodista al que se le asignó tratar de resolver un caso de una mujer que desapareció hace más de cuatro décadas. Luego Mikael es ayudado por Lisbeth Salander, una genio en informática; la misma que ayudó a que Mikael perdiera el prestigio que antes tenía.

Como dije, la trama parece sencilla pero no se dejen engañar porque no lo es. Con una duración de 158 minutos (2 horas y 38 minutos) puedo decir que la película se deja llevar con facilidad, no querrás que termine (y de hecho, no tendrás ni idea de cuando termina -claro, al menos que hayas leído el libro o disfrutado de la adaptación cinematográfica sueca-).

El conocido David Fincher fue el encargado de dirigir esta película. Un director que tiene bajo el ala películas como Se7en, Fight Club, Panic Room, Zodiac, The Curious Case of Benjamin Button y The Social Network, para mencionar algunas.

Daniel Craig y Rooney Mara cargan casi en totalidad el film, Craig creo que se supera a sí mismo en cuanto a actuación se refiere, pero Mara es la estrella; una fenomenal actuación presentando a una genio bajo los traumas de su pasado y los demonios de su presente. Los personajes secundarios cumplen su papel, ninguno hace el intento de querer relucir, pero puede que esto sea hecho adrede ya que el centro de atención son los personajes de Craig y Mara. Entre estos se destacan Christopher Plummer, Stellan Skarsgård y un personaje que muchos odiarán interpretado por Yorick Van Wageningen.

La cinematografía es excelente, la imagen es bastante clara, las paletas de colores muy bien utilizadas, nos recordaría un poco a las paletas de Fight Club en las escenas del presente y otro poco a Benjamin Button en los flashbacks. En general, la película tiene una totalidad sombría y oscura. La ambientación es increíble, el frío es bastante palpable -puedo decir que es probable que afecte nuestra psiquis- y leí por ahí que la película se filmó en el invierno más frío de las últimas dos décadas de esa localidad (Suecia). Y, como dije anteriormente, la introducción de la película es increíble, pocas palabras para describirlo.

Por otro lado, la música estuvo a cargo de dos grandes: Trent Reznor y Atticus Ross. Estos se encargaron de acoger el ambiente y las emociones de los personajes con el sonido y la música. Y lo hicieron magistralmente -es una pena que no fueran nominados a los Oscars por esta participación-.

Volviendo a la trama de la película, me gustaría advertirles que es una película muy pesada para jóvenes audiencias, hay escenas de violación (creo que de las más fuertes que he visto junto a las de “The Last House of the Left” y “I Spit On Your Grave” para mencionar algunas). Además, escenas sexuales, desnudez total, escenas de torturas y mucha intriga y suspenso. No para personas de estómago débil.

En general, recomiendo mucho esta película, es todo una experiencia. Personalmente a mi me gustó más esta versión que la sueca (de la cual hablaré muy brevemente en otra entrada) pero creo que eso es muy relativo ya que la mayoría de personas que vieron la sueca primero, la prefieren. En cambio, otros -como yo-, que vieron esta versión primero, simpatizan por la adaptación de Fincher. Recomendaría la sueca primero, para que las puedan disfrutar cronológicamente, incluso (aunque yo no lo he leído) recomiendo leer el libro primero, si pudiera devolver el tiempo lo hubiese hecho; eso sí que hubiese sido una aventura total.

Good Will Hunting

 

15 años me ha tomado el encontrar una de las mejores películas que he visto en mis 26 años de edad; y creo que llegó a mi en buen momento: adulto, con un blog, graduado de psicología, y luego de ver algunos trabajos posteriores de los actores que nadan en esta piscina.

Good Will Hunting no tiene los efectos de Transformers, no tiene la creatividad de Inception, pero tampoco los necesita. Es un drama conmovedor, más basado en el guión (el cuál ganó un Oscar) y la actuación (también con un Oscar en este departamento).

El título de la película parece traducirse en “Cazando la buena voluntad”, cuando realmente el protagonista se llama Will Hunting, lo que se traduciría a “Buen Will Hunting”. Si hay un juego de palabras, lo desconozco. Aunque esto puede ser muy posible ya que la trama tiene algo que ver con ambas traducciones -ambos significados-.

La historia nos relata la vida de Will Hunting, un problemático joven que resulta ser un genio en las matemáticas (y no sólo en eso). Sus problemas siempre lo han llevado a la corte, a trabajos sociales e incluso a la cárcel. Un tiempo estuvo trabajando como conserje en MIT (Massachusetts Institute of Technology), en este entonces un conocido profesor de Matemáticas colgaba problemas sin resolver en la pizarra de uno de los pasillos del Instituto. Will los resolvía anónimamente y con una increíble facilidad. El profesor, Gerald Lambeau, encontró a Will ‘con las manos en la masa’ y, desde entonces mostró creciente interés por el joven. Los problemas y la falta de identidad y motivación de Will Hunting hacen que tenga que ver un psicólogo cada cierto tiempo y éste le da sentido y dirección a su vida.

El dato que más me asombró es que quienes escribieron el guión fueron Matt Damon y Ben Affleck y, encima de eso, ganaron un Premio de la Academia (Oscar) por ello. Si ustedes no lo creen, ellos tampoco pudieron creerlo -como lo demuestran en este video-.

 

Como dije anteriormente, este film se apoya grandemente en las actuaciones de cada uno de lo que participan en ella. La historia de Will se desprende en muchas ramas, los amigos, el amor, el psicólogo, los trabajos, el profesor de matemáticas, las consecuencias de sus acciones, en fin… todo un elenco para cubrir las bases y todos se desempeñan excelentemente. Se destaca Robin Williams que hace el papel del psicólogo Sean Maguire y, como dije anteriormente, recibe un Oscar por ello. Matt Damon hace un excelente trabajo y el versatil Stellan Skarsgard también se destaca. Minnie Driver trabajó muy bien en su papel y es una actriz que no entiendo el porqué no llegó más lejos en su carrera después de esta tremenda participación.

Algo que me impactó en sobremanera fueron dos monólogos que hicieron Robin Williams y Matt Damon en escenas diferentes. El de Robin Williams fue un monólogo que vi 3 veces mientras veía la película, así de impactante es. Los compartiré en el blog en distintas entradas.

Concluyo exhortándoles que si no han visto esta película encuentren la manera de hacerlo. Yo la vi por Netflix, deben de haber muchas maneras más de encontrarla.

The Glass House

Luego de una pareja de esposos sufrir un trágico accidente, sus hijos Ruby y Rhett quedan huérfanos con una tremenda herencia y pasan al cuidado de una pareja, en Malibú, ellos fueron los vecinos de sus padres en tiempos atrás.

Al principio todo marcha bien, aunque con un poco de falta de adaptabilidad. Ruby empieza a hacer amigos en la escuela y Rhett empieza a obtener juguetes y modernos videojuegos. El abogado le informa a Ruby que su herencia supera los 4 millones. Poco tiempo después, Ruby se percata de los extraños acontecimientos en la casa y el sospechoso comportamiento de la pareja.

Según datos que recogí investigando para el review de esta película, supe que el corte original duraba alrededor de tres horas. Esto lo pienso y me vuelve loco. La película no es mala, pero es muy predecible, el arranque es lento y penoso y llega a aburrir por partes. Sin mencionar su falta de originalidad.

La actuación es otro apartado, para ser un thriller, contamos con muy buenas actuaciones, Leelee y Trevor lo hicieron muy bien, pero la pareja Glass (Diane Lane y Stellan Skarsgård) brillaron en sus roles. El conocido Chris Noth (Sex And The City) apenas tiene unos minutos en pantalla, pero son satisfactorios.

El ambiente, la atmósfera de la película es intensa, muy realista y nos transporta al lugar de los hechos, por así decirlo. Cada escena está bien escrita, bien dirigida, bien ejecutada. No hay quejas en ese departamento.

Y es que en verdad, casi todos los thrillers, -más que nada los contemporáneos-, no dejan de utilizar viejas fórmulas y personas estereotipadas, no existe una perfecta (quizás ni cerca). Como su nombre lo indica, solo quieren darnos algo más de una hora de un viaje que nos mantenga al borde de nuestros sillones, un poco de suspenso, un poco de acción, un poco de esto y lo otro, ¿ven? fórmulas.

No esperen mucha de esta película, aunque ya es algo vieja. Eso si, tiene actuaciones muy decentes para ser un thriller y el guión fue bien elaborado. Los diálogos son pasables, aunque se percatarán de algunos clichés, como casi cualquier película, de hecho.

No se quedará mucho tiempo en tu mente luego la acabes, pero cumple su objetivo, entretenerte por unos cuantos minutos; te mantendrá interesado.

La recomiendo solo si eres fánatico de este género de película o fan de uno de los actores, y claro, no verla con muchas expectativas, para no salir desilusionado.

 

A %d blogueros les gusta esto: